Investigadores chilenos crean dispositivo para eliminar temblores de parkinson

Un joven grupo de investigadores chilenos liderados por el ingeniero Felipe Nagel dio a conocer esta semana su último trabajo, "Grace", un dispositivo capaz de eliminar el temblor de las manos asociado al parkinson y al temblor esencial sin necesidad de operaciones ni fármacos.

Investigadores chilenos crean dispositivo para eliminar temblores de parkinson

Un joven grupo de investigadores chilenos liderados por el ingeniero Felipe Nagel dio a conocer esta semana su último trabajo, “Grace”, un dispositivo capaz de eliminar el temblor de las manos asociado al parkinson y al temblor esencial sin necesidad de operaciones ni fármacos.

El proyecto, presentado en el país austral de la mano de la Fundación Imagen de Chile, se encuentra en su fase final en la que el equipo busca perfeccionar su funcionamiento, reducir su tamaño y aumentar su autonomía antes de dar el salto al mercado estadounidense, donde ya tienen registrada la patente.

En una entrevista con EFE, Nagel explicó que la motivación para iniciar esta investigación surgió de las charlas sostenidas con su padre, un excirujano que tuvo que dejar los quirófanos al ser diagnosticado con temblor esencial.

Esta enfermedad suele ser mal diagnosticada como parkinson ya que tienen unos efectos similares, a pesar de ser ocho veces más común. Los afectados sufren de movimientos y temblores involuntarios que provocan que acciones diarias como comer, beber o abrocharse los botones de una camisa se conviertan en tareas muy complicadas, que en el caso del parkinson se suman a una fuerte sensación de rigidez muscular, explicó el investigador.

“Grace”, detalló Nagel, consiste en un pequeño dispositivo parecido a un celular del que salen varios electrodos que se colocan sobre los músculos, principalmente del antebrazo, a través de los cuales envían señales que ayudan al usuario a controlar los movimientos involuntarios.

El primer período de pruebas obtuvo unos resultados “esperanzadores”, en palabras de los investigadores, ya que logró reducir entre un 80 % y un 100 % la amplitud de los temblores en un grupo de 30 personas que sufren tanto de temblor esencial como de parkinson, además de reducir la rigidez muscular en estos últimos.

Sin embargo, el ingeniero admitió que aún tienen que seguir perfeccionando el modelo, razón por la cual han iniciado los trámites para colaborar directamente con el Centro de Transtorno del Movimiento de Chile (Cetram).

Fuente: Globovisión/EFE/HCF